ARCANO MAYOR: La justicia


-NECESITO que practiquen vudú, o no sé, el tipo de magia negra que exista en su país del tercer mundo, para que hagan crecer mi negocio.

Cedric habló por sus compañeros: 

-¿Usted cree que por ser haitianos debemos saber esas cosas? ¿Y si nos negamos? 
-Fácil, los despido.
-No tenemos contrato.
-¡Mejor todavía! No tienen opción.

Días después, una viga se desprendió del techo y golpeó la cabeza del jefe. Mientras se desangraba, Cedric se acercó: “Vea el lado positivo. Con su muerte, ahora sí que va a crecer el negocio. ¿No se da cuenta que era usted el incompetente?”.

Comentarios

  1. Aquí en España se dice "a todo cerdo le llega su San Martín" ;-)
    Yo sí creo en la justicia, aunque sea lenta (quizás por "deformación profesional").
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Vaya, le salió el tiro por la culta, como se suele decir.
    Muy bueno.

    ResponderEliminar
  3. Que pena que tenga que ocurrir eso.

    Me encantan tus micro.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Deberían desprenderse muchas vigas de los techos, dando en el lugar correspondiente para quitar de enmedio a muchos de esos engreídos incompetentes ¿No crees?
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Muy oportuna la caída de la viga. Mejor no creer en brujerías, pero que las hay... las hay.
    Saludos, Julio.

    ResponderEliminar
  6. Eso no es vudú. Es karma. Besotes!!!

    ResponderEliminar
  7. Eso pasa cuando atizas el hormiguero. Qué bueno Julio.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
  8. La caída de la viga, estaba predeterminada por el destino?
    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Una viga que cayó por casualidad jajajaja, Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. jajajajajajaja... Y es que la justicia, si bien ciega, es sabia y justa.

    Abrazo, Julio.

    ResponderEliminar
  11. Viva el vudú y la madre que lo parió!!!

    ResponderEliminar
  12. Jajaja ¿será la justicia divina?
    Va a ser que el tipo se lo merecía.
    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Lo que se dice: magia vudú poética. Con razón les va bien vendiendo relojes en Bs. As.
    Saludos

    ResponderEliminar
  14. Jajaja. ¿Justicia divina o vudú? Yo prefiero creer en lo primero, aunque, claro, no me imagino a un Dios haciendo magia negra.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Jajajaja Cedric es un grande entre grandes: más de un jefe puede que se merezca tan azote kármico xD

    ResponderEliminar
  16. Genial, me has hecho reír.

    Ya dice un proverbio árabe, "cuidado con lo que pides, que a veces se cumple" o algo así.

    Un beso,

    ResponderEliminar
  17. Tan real como la vida misma, o al menos me lo parece...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Cucarachas

El juez New Age

Amor a primera vista (toda una vida)

Rutina en la rutina

El mejor amigo

Carta desde el futuro: cambio climático (4)

La venganza de la adoptada

¡Ay, amor!