La reina

EN EL MOMENTO en que Sofía despierta, observa cómo una de sus muñecas, la más vieja de todas y que reposaba junto a otras más coloridas, cuidadas y bellas, empuja a otra y la hace caer del mueble. El grito de la niña remeció la casa. Y mientras esperaba que fueran en su auxilio, la muñeca se lleva el dedo índice a la boca indicándole, ordenándole a que se calle. “¿Qué pasa, amor?”, le pregunta la madre bajo el umbral de la puerta. “Nada. Tuve una pesadilla”. Una vez que la mujer se va, la muñeca continúa empujando al resto.

Comentarios

  1. Una muñeca que no concibe ser arrinconada por las más jóvenes.
    Sumamente inquietante.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Cualquiera de atreve con la muñeca vieja, que seguramente tiene el colmillo retorcido.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Dicen que mujeres juntas ni difuntas, en este caso aplica para las muñecas. La vieja, seguro fue por envidiar la juventud o novedad de las demás.
    Abrazo Julio.

    ResponderEliminar
  4. Eso serán ¿los celos?

    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Un micro que nos impregna de una inquietud profunda.... Sin embargo, estas cosas son normales (en el mundo de los niños, claro...)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Estupenda alegoría. Por cierto, gracias por el piropo :)
    Besos

    ResponderEliminar
  7. ¡Ay qué miedo de muñeca! La tiro yo por la ventana.
    Un besillo.

    ResponderEliminar
  8. Lo peor es que la madre está en el ajo y disimula...

    ResponderEliminar
  9. Un micro salvaje.
    El porqué del titulo es lo que no me quedó claro.
    ¿La reina es la muñeca vieja?
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja claro que sí. Y como se sabe, la antigüedad da el rango. A esta historia también la podría haber titulado "La diva".

      Un abrazo psicológico.

      Eliminar
  10. ¿Ay, por qué te leí ahorita? No podré dormir. Las muñecas me dan miedo. Siento que tienen vida.

    Un abrazo miedoso

    ResponderEliminar
  11. Interesante relato de vivencias cotidianas...

    Reinas, muñecas, niñas, madres y pesadillas. ¿No refleja acaso la vida misma?

    Un abrazo, Julio David.

    ResponderEliminar
  12. Y encima la manda a callar y la tontona le hace caso. ¡La cojo y la pateo! jjajajaa
    Saludos Julio

    ResponderEliminar
  13. Siempre mete miedo un muñeco con vida própia. Muy inquietante micro.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. La novia de Chucky...

    Me quedo con esta muñeca:
    https://www.youtube.com/watch?v=s5aeeSmkPwQ

    ;)

    Un abrazo, JD.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El juez New Age

Cucarachas

El rey del drama

Rutina en la rutina

Amor a primera vista (toda una vida)

El mejor amigo

Carta desde el futuro: cambio climático (4)